logo
buscar
9º 17º 
tiempo
Twitter Rivas
Facebook Rivas
Youtube Rivas
Instagram Rivas
 
Lectura para la infancia en compañía de perros
Rivas acoge el programa Perros y Letras en el que menores del municipio leen en voz alta en compañía de dos canes y mejoran así su capacidad lectora.
30 de abril de 2014
volver
imprimir
escuchar
compartir
disminuir
aumentar
Reportaje incluido en la revista municipal 'Rivas al Día' de mayo.

Texto: Patricia Campelo. Fotografía: Luis García Craus.

Los 15 años que han transcurrido desde que se pusiera en marcha la primera sesión en una biblioteca pública de Salt Lake City (Estados Unidos) corroboran la eficacia de estas sesiones de lectura con niños y niñas en presencia de animales.

Rivas se ha sumado al programa de educación lectora Perros y Letras -en inglés denominado Reading Education Assistance Dog [READ]-, que cosecha éxitos por ciudades de diferentes países. Desde el pasado 7 de febrero, las dos perras de raza labrador Bea y África escuchan atentas a las niñas y niños ripenses que participan en esta actividad ideada por Intermountain Therapy Animals (ITA), la organización que trabaja para mejorar la calidad de vida de las personas a través de la interacción con animales.

Un viernes al mes, dos grupos de menores de entre 5 y 12 años se dedican a los libros durante algo más de una hora en la sala de lectura del centro municipal de recursos para la infancia Bhima Sangha. Allí se genera un ambiente acogedor, con las condiciones idóneas que favorecen la concentración máxima y el gusto por la lectura. Las responsables de que poco a poco mejore la capacidad lectora de los menores son las dos perras entrenadas para escuchar con atención.

"Se trata de perros de trabajo, igual que los que ayudan en los rescates, en la localización de explosivos o los que guían a personas invidentes", aclara Ana Amelia Escobero, técnica de la Concejalía de Infancia, el departamento municipal que se hizo eco del programa y gestiona con éxito su implantación en la ciudad.

La actividad está guiada por dos monitoras especializadas que tuvieron que superar el examen de ITA. Elena Domínguez es una de ellas, y la directora de READ en España. En la sesión correspondiente al mes de abril, Elena explicó a 'Rivas al Día' el proceso de selección de los perros 'lectores'. "No sirve cualquier perro; nos da igual la raza, lo que importa son sus habilidades, temperamento y el control que tenga el dueño", apunta. Los animales tienen sus propietarios, por lo que desde READ tienen un conocimiento exhaustivo de las condiciones en las que acuden los perros a cada sesión.

Además, dueños y mascotas deben cumplir con los 23 puntos de la organización Pet Partner, que se comprueban a través de un examen cuyos resultados se remiten a la sede en Estados Unidos. Una vez salvadas estas pruebas, el can pasa a formar parte del equipo de READ, como un trabajador más. "Garantizamos así que se cumplan los requisitos de perro de terapia", remacha Elena.

Además de los exámenes y pruebas oficiales, una condición fundamental es el apego del animal hacia los menores. "Es básico que toleren a los niños y que, además, les gusten. El perro debe estar siempre en perfecto estado y disfrutando de las sesiones", enfatiza Elena. De este modo se logra el objetivo de la actividad: mejorar las habilidades de lectura, la concentración y la atención. En presencia del animal -oyente imparcial que no juzga-, la infancia se olvida de todo lo demás.

Después de tres sesiones de lectura, madres y padres comienzan a percibir la mejora. "No se les enseña sólo a leer, sino a concentrarse, algo que antes mi hija no conseguía", asegura Yolanda Periáñez, madre de Laura, una de las niñas participantes en el programa Perros y Letras. "Creo que debería usarse más esta actividad", sugiere.

Carmen Suárez, madre de la niña Adriana, subraya el entusiasmo acrecentado hacia los libros que ha percibido en ella. "Cuando ahora coge las lecturas del colegio o cuentos de casa lo hace con más ganas", señala. "Ella lee bastante bien, pero queríamos que cogiera gusto por leer, y esto le está ayudando. Es un proyecto interesante; todo lo relacionado con la lectura hay que fomentarlo", defiende Carmen.

AYUDA EN LOS PROBLEMAS

En el caso del pequeño de Rosa Sánchez, con problemas para la lectura, también se ha experimentado el cambio. "Le costaba un poco más que a sus compañeros, y ahora he conseguido que ya lea él solo. Va mejorando cada día y poco a poco", relata. "La lectura normalmente a estas edades no es un juego, sino más bien una obligación escolar. De este modo, leer se convierte en ocio", añade. "Me parece una idea fantástica, y es justo lo que un niño necesita a esta edad: divertirse; que vea que la lectura es también un momento de fantasía y juego como otro cualquiera, y no una obligación", defiende.

 Las niñas y los niños trabajan en estas sesiones el vocabulario, la fluidez y la expresión oral. "Ejercen de profesores, y explican a las perritas las palabras nuevas que aprenden", apunta Elena Domínguez. Pero la ganancia no se delimita sólo a la mejora de la capacidad lectora y a la concentración.

La actividad de Perros y Letras también refuerza a los menores en otros aspectos de su desarrollo, como la autoestima, autonomía y tranquilidad. El contacto con los animales es positivo, según valoran desde la Concejalía de Infancia. "Se trabaja también para que se den cuenta y valoren la importancia de estos animales en nuestras vida y aprendan así cómo funcionan los perros. Incluso niños con cierta fobia, o con reparos para comunicarse con animales, van venciendo esos miedos", explica Ana Amelia Escobero.

Tras el éxito demostrado, la actividad seguirá hasta diciembre. "Si es posible ampliarlo porque haya demanda, estaremos encantados porque es un buen proyecto. Es una evidencia que las niñas y niños mejoran su capacidad lectora y, además, lo hacen disfrutando en su tiempo de ocio", señala Mª Paz Parrilla, concejala de Infancia. "Ahora vemos que, a veces, se va solo a leer a su cuarto, algo que antes era impensable", apunta Rosa sobre el nuevo hábito adquirido por su hijo. "Animo a todos los papás y mamas, sobre todo si tienen hijos con dificultades para la lectura", añade. "Yo le diría a las familias que todo lo que sea fomentar el gusto por la lectura es un regalo para toda la vida", concluye Carmen.

LECTURA EN COMPAÑÍA DE PERROS

Si quieres acudir a alguna sesión contacta con el centro municipal para la infancia Bhima Sangha

cidi@rivasciudad.es 91 281 73 73

Más información, en la web de Perros y Letras.

CONTENIDOS RELACIONADOS
RIVAS AL DIA
Rivas al Día número 187, abril
Portada de la revista Rivas al Día, abril 2019, número 187
RIVAS CULTURAL
Rivas Cultural número 116, abril 219
Portada de Rivas Cultural número 116, abril 2019
Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid
Direccion: Plaza de la Constitución 1
Horario de 8:00 a 20:00 de Lunes a Viernes
sellos